Bucear con tiburones

Regulación del buceo con tiburones

Desde hace años los viajes de buceo que suelen despertar más interés son los que están relacionados con la observación de tiburones, pero ¿cómo afecta esta actividad a los tiburones? ¿qué beneficios económicos aportan estos viajes? ¿es necesaria la regulación de esta actividad? De todo ello hablaremos en este post.

 

 

¿ Donde se puede bucear con tiburones?

Jardines de la Reina, en Cuba, Bahamas, Malpelo, Cocos, Galápagos, Sudáfrica y muchos otros lugares forman parte de estos lugares privilegiados donde pueden verse estos fantásticos animales en su entorno natural. En España hay que mencionar a las islas Canarias puesto que en ellas están presentes especies como el angelote, el chucho negro, el águila marina y la mantellina, hasta llegar a un total de más de veinte especies. Por sí mismos estos elasmobranquios ya atraen a un buen número de buceadores procedentes de toda Europa.

¿Es una actividad peligrosa?

No hace falta ser un experto buceador para admirar a algunas especies de estos increíbles animales. Un ejemplo es el  tiburón ballena que, incluso, puede verse haciendo snorkel desde la superficie. Este animal, de más de 7 metros de longitud, es totalmente inofensivo ya que se alimenta de organismos planctónicos.  En el otro extremo están los viajes para ver al gran tiburón blanco.  Por motivos de seguridad para observar a estos grandes depredadores los buceadores han de permanecer en el interior de las jaulas de protección.

Tiburón sedoso a poca profundidad. Jardines de la Reina – Cuba       Imagen: Manuel González

El miedo cerval que antaño la gente sentía hacia estos animales poco a poco se está transformando en un interés creciente para saber más de ellos y para verles en su medio natural, además de  la satisfacción evidente que produce el que uno pueda publicar en las redes sociales  unas imágenes de estos encuentros con tiburones y rayas. Todos los indicadores muestran que  en pocos años puede multiplicarse el interés por este tipo de viajes.

¿ Es un turismo rentable?

Los informes sobre el impacto económico del turismo de observación de tiburones es espectacular ya que en todo el mundo anualmente se mueven muchos millones de euros relacionados con esta actividad turística.

Según un reciente informe presentado por USA OCEANA en el 2016 y tan solo en aguas de  Florida este tipo de viajes ha generado un negocio de más 200 millones de dólares y ha creado más de 3700 puestos de trabajo. Contrariamente el comercio de aletas de tiburón, en la misma zona y en el mismo año, ha reportado solamente un movimiento de poco más de 1 millón de dólares.

Tiburón gris de arrecife Jardines de la Reina – Cuba         Imagen: Manuel González

En España un informe elaborado el año 2010 por Raquel Modino y José J. Pascual-Fernández de la Universidad de la Laguna ya pone de manifiesto que en las islas Canarias  los tiburones y rayas aportan una cantidad importante de ingresos por turismo y de puestos de trabajo lo que es un beneficio para las economías locales.  Además en este trabajo hacen una serie de recomendaciones orientadas a la recuperación de estas especies y de sus hábitats.

Basándonos tan solo en estos datos económicos se deduce que son mucho más rentables los tiburones vivos que los muertos.

¿Qué impacto tiene bucear con tiburones?

El creciente interés en la observación de elasmobranquios  ha generado dudas sobre si la mayor presencia de buceadores puede modificar la conducta habitual de estos animales y alterar sus poblaciones o el número de individuos que las componen.

En el trabajo de investigación “No persistent behavioural effects of Scuba diving on reef sharks”  los científicos Darcy Bradley, Yannis Papastamatiou y Jennifer Caselle de la Universidad de California y de la Universidad de Florida estudiaron el impacto del turismo de buceo en las poblaciones de tiburones de arrecife en zonas frecuentadas por buceadores y en zonas que no lo eran. Los resultados presentados este pasado mes de marzo muestran que no se han detectado diferencias significativas en los patrones de distribución de las poblaciones de estos animales ni en su manera de comportarse a largo plazo. Esto hace pensar que, si se regula adecuadamente, el turismo de observación de tiburones no es incompatible con la conservación de estas especies.

Recomendaciones a tener en cuenta.

No obstante hay una serie de impactos indirectos a tener en cuenta y que implica a operadores turísticos, guías y buceadores así como a las autoridades  responsables de la conservación del medio ambiente.  Esto queda muy bien reflejado en las recomendaciones que realizan conjuntamente la WWF, PROJECT AWARE y THE MANTA TRUST en su publicación Responsible Shark and Ray Tourism A GUIDE TO BEST PRACTICE.

Raya mosaico descansando sobre el fondo Islas Medes – L’Estartit          Imagen: Manuel González

Entre estos consejos cabe destacar el de  evitar tocar y dar de comer a estos animales así como impedir aquellas acciones que puedan producir la destrucción del hábitat, además de la necesidad de reducir la contaminación química, orgánica y acústica causadas por los barcos y las lanchas de observación, apoyar a las Áreas Marinas Protegidas en su trabajo de conservación del medio ambiente, la formación del personal que interviene en estas actividades turísticas o la emisión de una eco-acreditación que certifique que los operadores de turismo y sus colaboradores tienen los conocimientos adecuados y realizan esta actividad de una manera adecuada.

También se recomienda que las instituciones competentes promuevan el desarrollo de planes de conservación y ordenación de los tiburones y rayas, contribuyendo a garantizar la sostenibilidad de estas especies y a promover las actividades de observación ligadas al turismo frente a las actividades extractivas.

Como afecta a los pescadores?

Pero todo esto servirá de poco si los beneficios económicos que comporta el turismo de observación de tiburones no llega a los pescadores locales que se ven obligados a capturarlos para poder vivir. Por tanto, el éxito de todo este proceso pasa por formarles e integrarles en el trabajo turístico y que para ellos también sean mucho más rentables los tiburones vivos que los muertos.

Bibliografía:

Bradley D, Papastamatiou YP, Caselle JE (2017) No persistent behavioural effects of Scuba diving on reef sharks. Mar Ecol Prog Ser 567: 173 – 184.

Responsible Shark and Ray Tourism A Guide To Best Practice. WWF, Proyecto Aware, Manta Trust 2017.

De la Cruz Modino, R., Esteban, A., Crilly, R. & Pascual-Fernández, J. (2010) Bucear con tiburones y rayas en España. Instituto Universitario de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad de La Laguna